Oops.. Este post tiene los enlaces eliminados!

Identi revisa las denuncias de los usuarios en busca de enlaces eliminados que no dejan descargar los archivos, este mensaje te informa que este post que estas viendo tiene los enlaces eliminados.

Usa el Buscador

Por favor, te recomendamos que uses el buscador para encontrar más alternativas.

El Reino de Dios

  • Categoría: Reciclaje
  • Publicado hace más de 7 meses
El Reino de Dios

Es curioso cómo las cosas pueden sonar diferente que viene de otra persona.
Por lo general, cuando oro que tienden a utilizar la 'oración del Señor' como una especie de esqueleto para dar un formato a mi oración. De vez en cuando, y más en estos días como medito específicamente en la importancia y profundidad de significado para ser explotado en esta oración que aparece inicialmente sencilla, y cito intercalar líneas de la oración del Señor a través de mis súplicas diarias.



No creo que realmente he oído nunca a mi mujer orar de esta manera particular, sin embargo, hasta que la otra noche, y cuando lo hizo algo acerca de la oración pegado a mí por primera vez e inmediatamente rechacé una nueva perspectiva sobre cómo Lo ví.




Lo que sigue es un desglose de las lecciones que aprendí como resultado de este momento de la bombilla.

"Padre nuestro que estás en los cielos santificado sea tu nombre. Venga tu reino hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo".


Mientras se pronunció esas palabras el significado del verso; 'El reino de los cielos no viene por observación, pero está dentro de nosotros' que realmente me impactó. En Lucas 17 v 20-21 Las palabras que Jesús usó cuando hizo esa declaración eco las palabras de Deuteronomio Ch 30 v 11 que Pablo cita en Romanos 10 v 5-8 cuando se descompone para nosotros en cuanto a la fuente de nuestra conexión a la divina la luz y la vida.


El Reino de Dios viene desde dentro. Por eso, cuando oramos estas líneas introductorias estamos reconociendo a Dios en su majestad y gloria, sino también la alineación de nuestros corazones y mentes a la majestad y gloria en funcionamiento en el centro mismo de nosotros mismos en nuestros espíritus y nos preguntamos por una manifestación exterior 'sin' de lo que ya se está produciendo 'dentro'; Su reino en la tierra como en el cielo. Un indicio de lo que estoy aludiendo a que está oculto en el coro 'El cielo está en nuestro corazón. La manifestación exterior de los dioses




Reino en la tierra como en el cielo es el resultado de sus agentes, sus embajadores, usted y yo, manifestando su Reino en las esferas en las que trabajamos, por lo tanto, a medida que entramos en tiempos de oración podemos reconocer nuestro creador y Señor donde Él está 'dentro de nosotros' 'en el corazón', no en alguna nebulosa por ahí, distante, incapaz de ser tocado con las complejidades de nuestro lugar vidas humanas. Seguimos esto mediante una declaración reconociendo y alinear nuestras almas para funcionar de 'la perspectiva de Dios, 'el
Espíritu dentro de nosotros perspectiva', 'el Reino dentro de nosotros perspectiva'. Esta es siempre la base de partida; que nos permite seguir adelante con nuestras peticiones para la provisión de Dios en nuestra vida física y el perdón de nuestros pecados para llevar a cabo la restauración de la relación entre nosotros y él y, por tanto, la restauración de nuestros semejantes o como escritura pone a nuestro vecino.

"Danos hoy nuestro pan de cada día, perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden"

Esta declaración que sigue se hace posible a través de la manifestación exterior del Reino en nuestras vidas. Es el Espíritu dentro de nosotros que nos da la revelación reino, la creatividad y la gracia de ser fructífero y multiplicarse, para someter y llenar la tierra. Del mismo modo, es el Espíritu de Dios en nosotros que nos permite perdonar a los demás y de nosotros mismos y saber que somos perdonados y que podemos simplemente dejarlo ir, como aquel que ve todas las cosas se pueden resolver las complejidades de nuestros intercambios humanos complejos.

Y luego se pone interesante, después de haber tratado las principales fuentes de nuestras tentaciones; nuestros apetitos y necesidades físicas y los delitos que se acumulan en el flujo y reflujo de la vida.
Nuestra oración a Dios para el suministro de pan de cada día que en realidad incluye todo lo que podríamos pedir a Dios la provisión de, la enseñanza de Jesús nos anima a transmitir la carga y la ansiedad, que es el núcleo de muchas de nuestras tentaciones, cuando tratamos de resolver las emociones abrumadoras de llevar una carga por nuestra cuenta que nunca fuimos creados para llevar por nuestra cuenta y terminan buscando a anestesiar a los chupetes narcotise la presión.
La oración ingeniosa luego pasa a ocuparse de las 'rutas de la amargura' que quieren 'primavera a través de la cual muchos podría ser contaminado'; Perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden. Esta línea se va directo a la yugular. Cuando nos sentimos duro hecho por ella es tan fácil sentirse justificados en una respuesta egoísta. EGO describiendo lo que la .
Escritura llama el hombre de carne. Una respuesta carne es incapaz de elegir la planta superior de una respuesta Espíritu y por lo tanto se ve atrapado en el cenagal de Mara, lo que requiere el árbol para ser echado en las aguas amargas de nuestros corazones para recordarnos el perdón comprado por nosotros en la cruz . El enemigo de nuestras almas lo sabe, por tanto, el Señor nos enseña a seguir y rezar;
" Y no nos metas en tentación, mas líbranos del mal."

Piense conmigo un momento, el verso "No tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes" a menudo me he encontrado me da la perspectiva de que la lucha contra las fuerzas externas es difícil de alcanzar. Pero como ya hemos visto que el Reino de Dios está dentro de nosotros a través del Espíritu el hombre, también lo es el enemigo interior a través del hombre de carne. Dice el dicho; 'Hemos encontrado al enemigo y somos nosotros mismos.'
La actividad del hombre de carne busca prohibir la obra del Espíritu en nosotros, por lo que después de orar por la provisión de Dios de pan de cada día y hacer frente a los problemas emocionales de nuestra culpa personal y los delitos que amenazan con hacernos tropezar oramos; "Y no nos metas en tentación, mas líbranos del mal." ¿Quién es el malo? El maligno es el hombre de carne por parte de 'yo' que David habla en el Salmo 119; "Mi alma está unida al polvo vivifícame por lo tanto, de acuerdo a su palabra".



Sólo a través de la liberación del maligno en nosotros podemos tener el testimonio como Jesús; 'que el enemigo no pudo encontrar nada en nosotros' . Este testimonio está en marcado contraste con el testimonio de Caín, el primer hijo de Adán, que dijo Dios a él en el libro del Génesis; 'El pecado está a la puerta y su deseo es que usted (el hombre de carne), pero que (el hombre espíritu) debe gobernar sobre ella. Vencemos al maligno a través respuesta a la oración;

Líbranos del mal'. Escritura se está refiriendo al mal que vemos en nosotros. Una vez más no un objeto que hay anodino autorizado que esté volando, sino más bien los impulsos diarios que la guerra dentro de nosotros tratando de tentarnos a sucumbir al cebo y de lo temporal sobre el eterno, el que dura más el desvanecimiento, una existencia de valor durante un mentales y encarcelado emocionalmente la vida, respondiendo como una marioneta en una cuerda a todos los estímulos externos que pueden momentáneamente nos encajarse a presión fuera de la mediocridad de la vida privados de sus derechos que se convierten tan fácilmente nuestra defecto.




descargar peliculas - descargar programas
2 Puntos Score: 2/10
Visitas: 736 Favoritos: 1
Ver los usuarios que votaron...
5 Comentarios El Reino de Dios
Es una guia, gracias
No veo por que criticarlo de mala manera, esa es su forma de verlo y respeto eso! Por lo general la mayoria tiende a hacer las cosas y ya, hay que analizar y meditar en todo lo que nos rodea
Para dejar un comentario Registrate! o.. eres ya usuario? Accede!
Facebook Identi