An?lisis De Resistance 3

  • Categoría: Off-Topic
  • Publicado hace más de 5 años
La tercera entrega de Resistance 3, el 'shooter' de corte fantástico que ha desarrollado Insomniac Games desde los inicios de PS3, ha dado un salto enorme de calidad, si tenemos en cuenta el reservado éxito de su primera entrega y de la sustancial mejora (aunque no suficiente) de su continuación.
 
En Resistance 3 encarnamos a Joseph Capelli, un ex-militar del Echo Team que, como todos recordaréis, formaba equipo junto al protagonista de la saga, Nathan Hale, en el escuadrón encargado de eliminar a la amenaza Quimera en Resistance 2. Joseph es el único superviviente de tan arriesgada misión, bueno, él y Nathan son los únicos supervivientes pero Hale está infectado por el virus Quimera y muy pronto se convertirá en uno de ellos, según parece. Capelli no tiene otra opción que liquidarlo.
 
Aquí es donde comienza Resistance 3, con Joseph Capelli etiquetado como indeseable por matar a Nathan Hale y el fiambre, declarado héroe de la humanidad por encontrar en su cuerpo una cura para la epidemia Quimera que infesta a la población mundial.
 
Joseph vive con su mujer y su hijo en un pequeño poblado llamado Haven, en Oklahoma donde la amenaza Quimera está presente en los rostros de sus compañeros y en cada minuto de sus pobres e insolentes vidas. En una de estas incursiones no volveremos a encontrar con un viejo conocido, el profesor Malikov que trazará un plan para salvar a la humanidad de la amenaza Quimera. ¡Bienvenidos a Resistance 3!
 
¿Esperáis mucho de este juego? Pues venga, antes de entrar en harina, echad un vistazo a la entrevista que le hicimos al escritor (el responsable del argumento, vamos) y el diseñador jefe de Resistance 3 durante la presentación en Madrid.
 
 
La resistencia debe llegar a Nueva York
En Resistance 3 debemos llegar a Nueva York para desactivar el mecanismo que traería al planeta tierra a una amenaza aún superior que las Quimeras. En nuestro largo y arduo viaje junto al profesor Malikov, visitaremos diversas ciudades como St. Louis, en el condado de Missuri, Mt. Pleasant o el condado de Pensilvania donde afrontaremos el futuro de la humanidad en un sin fin de escenarios genialmente ambientados y con una climatología apocalíptica, esto sin duda será palpable desde el segundo cero. Fases diurnas y nocturnas donde los efectos de iluminación y ambientación junto a un doblaje y una banda sonora excepcional.
 
Por el contrario, lo que más vamos a echar en falta es una importante diversidad de misiones salvo dos o tres fases donde la acción se desenvuelve en algún que otro medio de transporte. Además, el juego ofrece mapas literalmente pequeños, 'pasilleros' y sin demasiada exploración. Sólo nos veremos obligados a husmear cada rincón para encontrar contenido extra para el juego, como son los diarios o las grabaciones de audio. Gracias a estos elementos, podemos tener un mínimo de tiempo para perdernos entre las ruinas de edificios o de celdas nauseabundas.
 

 
Otro aspecto importante en nuestro viaje es la incorporación de un modo cooperativo tanto en red, como 'offline' con nuestros amigos, lo que mejorará la experiencia de Resistance 3 al cuadrado y si añadimos, que el juego soporta el nuevo control PS3 Move y el magnífico efecto 3D, la diversión se eleva al cubo.
Las armas Quimera en Resistance 3 serán vitales
La mejora más importante de toda la saga Resistance es la posibilidad de incrementar las capacidades de nuestras armas Quimera. Este sistema de mejoras se incrementa con el uso de las susodichas. Para que quede más claro, las armas Quimera (que nosotros equiparemos) ofrecen tres niveles de desarrollo. En el nivel uno, nuestra arma funciona de la misma manera que en otras entregas de Resistance, pero a medida que usemos las armas, éstas irán subiendo de nivel hasta llegar al máximo (nivel 3) donde las mejoras tanto en el arma primaria como secundaria serán visibles y muy, muy útiles. Esto nos obliga a mejorarlas todas, no sólo para ver que efectos tiene dichas mejoras, sinó porque nos serán muy útiles para salir airosos de nuestra misión suicida contra las Quimeras.
 

 
Además, Resistance 3 ofrece un gran abanico de armas, en concreto 12, de las cuales todas (menos la maza) tendrán sus propias mejoras primarias y secundarias. De verás que este aspecto mejora mucho la jugabilidad, ofreciendo un objeto personal propio, independientemente de la trama principal. Este tipo de mejoras nos recuerda mucho a las que se implementan en muchos modos multijugador en juegos de acción en primera persona.
Tu vida está en peligro, constántemente...
Otro aspecto que me ha gustado y me ha sorprendido de Resistance 3 es que nuestra vida, no se recupera con el tiempo y la verdad, ya era hora de suprimir esos estúpidos 'bloodframes' que aparecen en absolutamente todos los juegos, donde, después de recibir un montón de disparos de todo tipo de armas, esperamos cinco segundos y ya estamos totalmente recuperados.
 

 
Resistance 3 apuesta por el realismo (moderado todo sea dicho) y añade objetos de recuperación de vida que las Quimeras lanzarán al suelo, o no, al liquidarlos. Esto nos obliga a tener más cuidado a la hora de exponernos al fuego enemigo y también generará una tensión importante y necesaria, al tener que buscar dichos contenedores de salud por el mapa si nos encontramos en un apuro.
...Ah, que ya hemos terminado de jugar a Resistance 3.
Después de 20 episodios, algunos bastante cortos y otros excesivamente largos, llegamos al final del juego, sin giros argumentales y sin sorpresas, para nuestro disgusto no tenemos un enemigo final concreto, sinó una multitud de enemigos a los cuales ya nos hemos enfrentado antes. Insomniac Games ha realizado un trabajo magnífico en cuanto a calidad del producto pero el guión del mismo podría haber sido algo más elaborado o, al menos, crear a una cabeza visible, a un líder Quimera que dirija este ataque final por hacerse con el control del planeta tierra.
 

 
Resistance 3 nos ha ofrecido cerca de 10 horas de campaña, cosa que nos parece muy generosa y sobretodo, muy por encima de la media de cualquier 'shooter' que pueda haber en el mercado. Me lo he pasado en grande jugando a las misiones más trepidantes (que conforman casi el 80% del juego) pero también me he tenido que buscar la vida para entretenerme en las misiones más apaciguadas donde apenas había enemigos y el único objetivo era llegar del punto A al B, sin nada más que hacer que recoger munición y recargar mi dispensador de salud.
¡Pero todavía nos queda el modo multijugador!
Así es, como no podía faltar a la franquicia, el modo multijugador también está disponible y de hecho, si eres usuario de la suscripción de pago PlayStation Plus ya habrás probado la Beta multijugador de Resistance 3 ¿verdad?.
 
Yo ya he probado este modo y tengo que decir que los controles se ajustan a la sensación suave que he sentido en el modo campaña, quizás iba un poco más sensible si cabe, pero con unos pequeños ajustes todo se ha solucionado. El modo mantiene los efectos de iluminación y climatología que tan genial queda en el modo campaña y eso, junto al siempre complejo desarrollo de una infraestructura de red, es digno de admirar.
 
El modo multijugador ofrece diferentes misiones, no sólo el típico 'Deathmatch' sino que tendremos también las clásicas como buscar y capturar, proteger nuestra base o atacar la enemiga o, matar a un objetivo concreto. Nada nuevo en comparación con otra exclusividad de PS3 llamada Killzone 2 o Killzone 3 salvo un par de misiones nuevas donde cada personaje tomará un rol específico.
 
A nivel de desarrollo, tendremos los niveles personales de personaje que conseguiremos a medida que matamos a nuestros enemigos de una forma concreta (disparos en la cabeza, granadas, revanchas, etc.) pero también subiremos niveles de nuestra arma, tal y como ocurre en el modo campaña que, se nota que ha bebido del modo multijugador en su planteamiento. El punto positivo es la disposición a todas las armas de manera rápida, tan sólo consiguiendo unos pocos niveles. Después de esto, conseguir mejoras para nuestras armas y equipo ya requerirá un poco más de pericia, pero cuando esto ocurra, ya seremos unos completos maestros del modo multijugador de Resistance 3.
 
Como ya ocurría en Resistance 2, el modo multijugador también nos permite invitar a un amigo de manera local, con lo que podremos jugar a los modos multijugador a pantalla dividida con sus pros y sus contras, como no ver un pijo, básicamente.
 

 
En definitiva, se nota que el título ha mejorado mucho respecto a las demás entregas pero nos deja un sabor agridulce sin un enemigo final visible, sólo hordas y hordas de los mismos enemigos de siempre. Y para rematar, el final no ofrece ninguna pista ni indicio para una futura cuarta parte de la saga, ni siquiera después de terminar de ver los infinitos títulos de crédito. Resistance 3 es un 'shooter' perfectamente ambientado, con algún elemento secundario entretenido pero nada más lejos de ser otro juego de acción en primera persona, nada más.
An?lisis De Resistance 3
0 Puntos Score: 0/10
Visitas: 1260 Favoritos: 0
0 Comentarios An?lisis De Resistance 3
Este post no tiene comentarios. Sea el primero!
Para dejar un comentario Registrate! o.. eres ya usuario? Accede!