Oops.. Este post tiene los enlaces eliminados!

Identi revisa las denuncias de los usuarios en busca de enlaces eliminados que no dejan descargar los archivos, este mensaje te informa que este post que estas viendo tiene los enlaces eliminados.

Usa el Buscador

Por favor, te recomendamos que uses el buscador para encontrar más alternativas.

Adicci?n al Internet, Celular, Tecnologia

  • Categoría: Reciclaje
  • Publicado hace más de 5 años
[COLOR=#NaNNaNNaN]Nuevas adicciones del siglo XXI[/COLOR]




[COLOR=#NaNNaNNaN]
Adicción al internet
[/SIZE][/COLOR]



Una de las nuevas adicciones que se surgieron en los últimos 15 años gracias a la nueva tecnología es la adicción a internet. Las personas que la padecen revisan obsesivamente su correo electrónico o pasan más de 14 horas en juegos online. En algunas ocasiones le dan más valor a una página de chateo que a las amistades reales.

Esta adicción hace que el adicto se vuelva negligente con el trabajo, las obligaciones familiares y hasta el aseo personal. Es enorme la cantidad de personas que se enganchan a la computadora y se vuelven adictas a las actividades que pueden realizar mediante estas.




Se considera que hay varios tipos de adictos a lo informático y cada uno tiene diferentes razones para sus hábitos. Por ejemplo, la continua revisión del correo o el uso compulsivo de los sitios de chateos puede suplir algún problema de soledad, o estar muchas horas navegando puede significar que la persona tiene problemas de relaciones sociales.

Estas adicciones se complican por el hecho de que las herramientas informáticas son muy útiles y necesarias en algunos casos. Como esta adicción es relativamente nueva muchas comunidades psiquiátricas siguen sin tener muy en claro que es, como actúa o como se diagnostica una adicción a internet o a las computadoras.

A causa de estas complicaciones cualquier definición resulta extensa y poco clara. Simplemente podemos decir que si el uso de la computadora se vuelve permanente e interfiere con cualquier otra actividad diaria, además de que el usuario es incapaz de parar su uso, puede ser que nos encontremos frente a una adicción.[/SIZE]









[COLOR=#NaNNaNNaN]Adicción al sexo[/COLOR]




Aunque muchas personas no puedan creerlo, existe algo que se llama adicción sexual que afecta a muchas personas. Esta adicción es una de las más negadas en todas las culturas. En algunos casos se intenta racionalizar esta conducta compulsiva sexual (sobre todo masculina) con el fin de minimizar o disminuir el sufrimiento que se produce en la persona o dentro del ceno familiar donde ocurre esta situación. Hay que tener en cuenta que no toda desviación sexual es una adicción, pero en el caso de que se use al sexo como sustituto de las relaciones denominadas sanas es un síntoma de este desorden sexual. Esta adicción se manifiesta de forma similar a como lo hacen otras adicciones, es decir, a través de un patrón de descontrol en la conducta sexual que luego son seguidos por periodos de calma. Al igual que en otras adicciones, la negación, la justificación y la racionalización están presentes, además de formar parte del desorden. Los pensamientos obsesivos sexuales y las consiguientes fantasías se hacen cada vez más imprescindibles para poder lidiar con los problemas diarios de la vida.


En general son frecuentes los cambios de ánimo por lo cual la comunicación con las personas que rodean al adicto sexual se hacen cada vez más difíciles. A todo esto se suma la desconfianza que sienten los familiares por las constantes y repetidas situaciones incomodas que esta persona viva y hace vivir al resto. Las esposas o esposos y los hijos de los adictos a esta enfermedad son los que más sufren a causa de este mal.[/SIZE]







[COLOR=#NaNNaNNaN]
El alcohol y el sexo
[/SIZE][/COLOR]




El alcohol en dosis bajas disminuye las inhibiciones sexuales, no pudiendo demostrarse que incremente el placer sexual.

A medida que se aumenta la ingesta, se perturba la fase de excitación, llegando a inhibirse el deseo sexual.

El alcohol es una sustancia que deprime las funciones del sistema nervioso central y en un primer momento lo hace con las funciones cerebrales que controlan el miedo provocando desinhibición y disminuyendo la ansiedad.

Pero a medida que se incrementa la dosis decrece el nivel de conciencia y comienzan a bloquearse las funciones intelectuales.

Se ha demostrado que, incluso en cantidades moderadas, suprime notablemente la erección en el hombre y disminuye la presión de pulso en la vagina en las mujeres.

En definitiva, mejoraría de alguna manera las relaciones sexuales pero solo cuando existe un estado de ansiedad relacionado con la conducta sexual. Esto es así mientras la cantidad ingerida de alcohol sea la necesaria para provocar el efecto desinhibitorio deseado sin ejercer un efecto negativo en la excitación.

El problema es que origina una tolerancia que obliga a ir aumentado en forma progresiva las dosis de alcohol para conseguir el mismo efecto.

Cuando el consumo es excesivo y prolongado aparecen múltiples disfunciones a nivel genital, como consecuencia de las alteraciones neurológicas permanentes que esta adicción provoca.

La impotencia es generalmente la disfunción sexual más común. También se observa alteración de la conducta como agresiones, degradación de la pareja, celos excesivos y pérdida de la autocrítica.

El alcohol en dosis bajas disminuye las inhibiciones sexuales, no pudiendo demostrarse que incremente el placer sexual. A medida que se aumenta la ingesta, se perturba la fase de excitación, llegando a inhibirse el deseo sexual.

El alcohol es una sustancia que deprime las funciones del sistema nervioso central y en un primer momento lo hace con las funciones cerebrales que controlan el miedo provocando desinhibición y disminuyendo la ansiedad. Pero a medida que se incrementa la dosis decrece el nivel de conciencia y comienzan a bloquearse las funciones intelectuales.

Se ha demostrado que, incluso en cantidades moderadas, suprime notablemente la erección en el hombre y disminuye la presión de pulso en la vagina en las mujeres.





En definitiva, mejoraría de alguna manera las relaciones sexuales pero solo cuando existe un estado de ansiedad relacionado con la conducta sexual. Esto es así mientras la cantidad ingerida de alcohol sea la necesaria para provocar el efecto desinhibitorio deseado sin ejercer un efecto negativo en la excitación.

El problema es que origina una tolerancia que obliga a ir aumentado en forma progresiva las dosis de alcohol para conseguir el mismo efecto.

Cuando el consumo es excesivo y prolongado aparecen múltiples disfunciones a nivel genital, como consecuencia de las alteraciones neurológicas permanentes que esta adicción provoca.

La impotencia es generalmente la disfunción sexual más común. También se observa alteración de la conducta como agresiones, degradación de la pareja, celos excesivos y pérdida de la autocrítica.[/SIZE]







[COLOR=#NaNNaNNaN]
Adicción a las compras
[/COLOR][/SIZE]




En esta ocasión trataremos sobre un tipo de dependencia de la que no se suele hablar demasiado, pero no por eso deja de estar presente. Se trata nada más ni nada menos que la adicción a las compras, la cual no resulta para nada extraña en la sociedad en la que vivimos actualmente, que se caracteriza por ser consumista y por estar muy influida por la publicidad. De hecho, muchas personas llegan a sentir que necesitan ciertas cosas, cuando en realidad pueden vivir cómodamente sin tener en su poder ?lo último? que salió.

Es por todo esto que hay cada vez más adictos a las compras, un tipo de socioadicción (llamada así porque la dependencia no es hacia una sustancia sino hacia actos socialmente aceptados). A pesar de que comprar cosas no es una actitud perjudicial para la salud ni para el entorno, abusar de ella sí puede resultar problemático tanto para el adicto como para sus seres queridos.




Es importante considerar que un individuo adicto a las compras generalmente siente vergüenza por su estado, por lo que difícilmente pueda reconocer que tiene un problema hasta que sus actos culminan en consecuencias graves. Además de esto, no hay que olvidar que las personas adictas a las compras suelen caracterizarse por esconder estados depresivos y ansiedad e incluso tener autoestima baja.

El problema empieza cuando una persona determinada siente placer o gratificación al comprar cosas, a tal punto de que se escapa de sus problemas mediante esta actividad o pospone otro tipo de tareas para salir de compras.

Los adictos se caracterizan por poner excusas cuando realizan compras de algún tipo, como por ejemplo: que se trataba de una oportunidad única, que estaba de oferta o que era necesario. La realidad es que esta adicción se destaca porque la persona no le da importancia a lo que adquiere, sino al acto de comprar en sí. Es por esto que un individuo con este problema puede acumular objetos o ropa que jamás va a utilizar, e incluso llega a esconderlos para que otras personas de la casa no puedan verlos.

Como ya sabrán, toda adicción genera problemas y esta no es la excepción. Un grave caso de adicción a las compras puede terminar en graves dificultades sociales, económicas y familiares.[/SIZE]







[COLOR=#NaNNaNNaN]
Adicción a la tecnología
[/SIZE][/COLOR]




Ya es sabido que la tecnología ha generado polémicas a lo largo de la historia, ya que con los distintos avances que se fueron dando surgieron los enfrentamientos entre los individuos que los consideraban necesarios y provechosos, y los que pensaban que eran perjudiciales en la vida de las personas. La realidad es que la tecnología no es mala, ya que puede ser de gran ayuda para que las personas se manejen en las distintas actividades que tienen que realizar a diario, pero cuando se abusa de ella no queda más que decir que hay un problema.

En los últimos años, se ha desarrollado en una gran cantidad de personas un tipo de dependencia nunca antes vista. Se trata de la adicción a la tecnología, la cual se da especialmente en los más jóvenes, quienes han nacido en la era tecnológica y se han acostumbrado desde muy pequeños a interactuar con cualquier tipo de aparato.

Es importante tener en cuenta que los expertos han coincidido en que el uso excesivo de la tecnología puede resultar tan adictivo como drogas y alcohol. Seguramente muchos pensarán que no es lo mismo porque no tiene efectos perjudiciales en la salud, pero abusar de la tecnología puede llevar a deterioros en las relaciones sociales.

Se puede decir que un sujeto es adicto a la tecnología cuando no tiene la capacidad para dejar de lado el uso de medios tecnológicos, por lo que con el tiempo sus lazos sociales se ven sumamente perjudicados.




Si sospechas que algún amigo, familiar o conocido puede tener este problema pero no sabes bien cómo determinarlo, a continuación enumeraremos los principales comportamientos de un adicto a la tecnología:

 El envío de mails, mensajes de texto o las conversaciones por chat reemplazan los encuentros en persona.
 El individuo en cuestión limita el tiempo con familia o amigos para estar en Internet o utilizar otro tipo de medio virtual.
 No le es posible salir a ningún lado sin tener su teléfono móvil encima.
 No puede relajarse sin chequear su casilla de mensajes de correo electrónico o simplemente entrar a Internet.
 El adicto pasa una mayor cantidad de tiempo enfrente de una computadora o la televisión en lugar de hacerlo con personas reales. [/SIZE]







[COLOR=#NaNNaNNaN]La adicción al juego[/COLOR]




Muchas personas disfrutan de los juegos de vez en cuando, pero en algunos casos esto se vuelve una obsesión y provocan una adicción. Se conoce a la adicción al juego con el nombre de ludopatía y es un desorden adictivo que se caracteriza por la conducta descontrolada en relación a los juegos de azar y a las compras.

La cantidad de tiempo, dinero y energía en estas actividades va aumentando con el correr de los días y el individuo se va haciendo más dependiente del juego. Como en la mayoría de las adicciones la negación se presenta inmediatamente, en este caso a través de la fantasía de ganar mucho dinero o mediante la racionalización de que solamente se juega para ganar dinero y de esta forma pagar las deudas que el mismo juego género.



Como el descontrol se vuelve tan grande y los gastos tan desmesurados estos llevan a que los problemas económicos de una persona se agraven con lo cual las relaciones familiares se ven perjudicadas. Estos trastornos traen aparejados sentimientos de ansiedad y depresión que muchas veces ponen en peligro la vida del adicto. Se sabe que la adicción al juego es la adicción que más suicidios provoca.

Existe una variante a la adicción al juego que es la adicción a las compras, en la cual se puede observar mejor el aspecto compulsivo, la negación y el deterioro de los lazos familiares que comparte con la ludopatía.

El ímpetu de esta adicción puede estar relacionada a la explosión de las tarjetas de crédito que son de fácil obtención y pueden tenerse en gran número. Esta adicción es bastante más frecuente en mujeres que en hombres pero no por ello los segundos están exentos de padecerla.[/SIZE]







[COLOR=#NaNNaNNaN]La adicción a la comida[/COLOR]




Hay un trastorno patológico que está presente en la vida de muchas personas pero que sin embargo pasa desapercibido. Estamos hablando de la adicción a la comida, la cual es una enfermedad que se caracteriza por el deseo compulsivo por el consumo de comida. No solo encuadra al consumo anormal de comida sino también al consumo de alimentos que son dañinos para el individuo.

Desde el momento en que una sustancia es ingerida por el cuerpo sin que importe su potencial daño o el exceso de necesidad que el cuerpo tiene por ella estamos hablando de que esta sustancia es abusada (se abusa de su consumo). Las personas que abusan de determinadas sustancias reciben el nombre de adictos, los cuales son mental y psicológicamente dependientes de ciertas sustancias.





[COLOR=#NaNNaNNaN]Para saber si uno sufre de adicción a la comida solo debe responder a estas preguntas:[/COLOR]

- ¿Cómo cuando no tengo hambre o cuando estoy triste o deprimido?


- ¿Cómo en secreto o de manera diferente cuando estoy solo que cuando estoy frente a otras personas?

- ¿Consumo cantidades inusuales de comida y luego me purgo con laxantes o con vomito para deshacerme del exceso?

- ¿Consumo determinados alimentos a pesar de que se que son dañinos para mí?

- ¿Me siento culpable luego de que he comido?

Si has respondido que si a cualquiera de las preguntas existe la posiblidad de que seas un adicto a la comida. El fenómeno de la adicción a los alimentos es tanto fisiológico como psicológico. Esta adicción se encuentra en todas las razas, edades y géneros y puede provocar obesidad por un lado o desnutrición por el otro.[/SIZE]







[COLOR=#NaNNaNNaN]La adicción al tabaco[/COLOR]


En todas las adicciones la dependencia a determinada sustancia está presente. Este también es el caso de la adicción al tabaco, el cual produce una intoxicación del organismo y disminuye la salud del fumador. Además esta adicción es clave en la aparición de enfermedades y reduce la vida de los adictos.

El individuo que padece de esta enfermedad siente la necesidad de fumar por los valores estimulantes que le produce la ingesta del tabaco, ya que la nicotina que el mismo posee, estimula las glándulas suprarrenales que liberan adrenalina en la sangre.

No es fácil dejar de fumar ya que hacerlo conlleva a que se produzca el síndrome de abstinencia con todos sus síntomas negativos. Alrededor de 5 millones de personas mueren al año a causa de enfermedades relacionadas con el tabaquismo.




Se sabe que el tabaco es un estimulante del sistema nervioso, que al consumirlo produce en los adictos una sensación de relajación. El hábito que adquiere el fumador aumenta la tolerancia al tabaco, con lo cual la persona tiene que fumar cada vez más para tener el mismo efecto.

Esta adicción está sumamente relacionada con el aumento de los canceres que se generan en las vías respiratorias y otras enfermedades que atacan este sistema. La evidencia de que fumar es uno de los más grandes riesgos para la salud es enorme. Tanto es así que diferentes estudios han confirmado que con cada cigarrillo que se fuma la persona pierde 5 minutos de su vida[/SIZE]








[COLOR=#NaNNaNNaN]Adicción a los videojuegos[/COLOR]


La dependencia mental y física frente a un estimulo en concreto es lo que se conoce como adicción. Los hay de muchas clases pero en este caso en particular hablaremos de la adicción a los videojuegos. La persona afectada dedica una cantidad enorme de tiempo a esta actividad y continúa con la misma a pesar de que esto le traiga consecuencias negativas.

[COLOR=#NaNNaNNaN]Algunas de las características por las cuales se puede reconocer a un adicto de los videojuegos son:
[/COLOR]

- No respeta los horarios estipulados para esta actividad (en el caso de ser un menor)

- Tiene problemas con los estudios o en su trabajo

- La personas se encuentra absorta al jugar y no prestan atención cuando la llaman

- Se distancia tanto de familiares como de amigos

- Pierde interés por otras actividades que antes llevaba a cabo

- No aparta la vista del televisor

- Comienza a padecer de trastornos del sueño.




[COLOR=#NaNNaNNaN]Como en todas las adicciones, las causas para que se desarrolle esta enfermedad son varias, entre las que podemos encontrar:[/COLOR]


1. Problemas sociales/escolares: soledad, desmotivación, escasa integración en un grupo.

2. Problemas familiares: separaciones, falta de comunicación, incomprensión, etc.

3. Personalidad dependiente: en algunos casos algunas personas tienden más a la adicción que otras.

Es conveniente resaltar que los videojuegos en si no representan una amenaza, ya que su uso puede servir como momento de esparcimiento, siempre y cuando se lo utilice de manera controlada. Es por este motivo que la adicción se presenta cuando se lo usa de forma descontrolada y abusiva.[/SIZE]




[COLOR=#NaNNaNNaN]Signos importantes de un adicto[/COLOR]




Todas las adicciones son diagnosticables ya que sus síntomas pueden ser reconocidos y descritos.

Sin embargo, generalmente es difícil y costoso que una persona acepte que tiene un problema de adicción; por eso lo mejor es dejar que la adicción sea "autodiagnosticada".

Lamentablemente, el adicto suele ser el último en enterarse de su propio problema, debido a un mecanismo de defensa denominado "negación".

Según recomienda el Dr. Arnold M. Washton en su libro "Querer No es Poder", lo mejor que se puede hacer en lugar de poner una etiqueta es transmitirle a esa persona reflexiones concretas sobre su conducta y sobre el modo en que ésta le afecta a uno.





[COLOR=#NaNNaNNaN]Los 4 signos o síntomas cardinales de la adicción, Obsesión, consecuencias negativas, falta de control, y negación.[/COLOR]



[COLOR=#NaNNaNNaN]1.Obsesión[/COLOR]

La conducta adictiva es, por lo general, apremiante y obsesiva. Cuando se es adicto a menudo no se puede pensar en otra cosa que no sea la droga, el modo de conseguirla, la forma de administrarla, etc. En general, la adicción es vivida como una obsesión que dirigirá gran parte de su tiempo, su energía y su atención.

El estilo de vida se vuelve monótono y "unimodal": todo gira en torno a la adicción, y el resto de personas, cosas, intereses, obligaciones,... pasa a un plano secundario.

[COLOR=#NaNNaNNaN]2.Consecuencias negativas[/COLOR]

Lo que hace que una adicción sea una adicción nociva es que se vuelve en contra de uno mismo y de los demás. Al principio se obtiene cierta gratificación aparente, igual que con un hábito. Pero más temprano que tarde su conducta empieza a tener consecuencias negativas en su vida.

Las conductas adictivas producen placer, alivio y otras compensaciones a corto plazo, pero provocan dolor, desastre, desolación y multitud de problemas a medio plazo.

Las consecuencias negativas asociadas a las adicciones afectan a muchos aspectos diferentes de la vida de una persona. Los más importantes son:
   

* Relaciones: La relación con la familia, amigos o pareja se altera, aparecen discusiones frecuentes, desinterés sexual, la comunicación se interrumpe, hay pérdida de confianza, alejamiento, etc.

* Trabajo: Cuando una persona tiene una adicción suele restarle tiempo a su trabajo para buscar la droga o recuperarse de su uso, suele llegar tarde, hay menor productividad, deterioro de la calidad del trabajo o pérdida del propio trabajo.

* Economía: Al destinar la mayor parte del dinero a comprar las drogas, apenas queda dinero para otras cosas. Los ahorros se agotan y suele aparecer el endeudamiento. A veces para poder sufragar los gastos de la adicción se ve obligado a recurrir a actividades ilegales.

* Salud psíquica: Los adictos suelen padecer una amplia gama de trastornos psicológicos, como estados de ánimo negativos e irritabilidad, actitudes defensivas, pérdida de autoestima e intensos sentimientos de culpa.

* Conducta: Como conseguir y usar la droga se ha vuelto casi más importante que ninguna otra cosa, los adictos se vuelven egoistas y egocéntricos: no les importa nadie más que ellos mismos.

* Salud física: La adicción suele conllevar la aparición de multitud de síntomas físicos incluyendo trastornos del apetito, úlcera, insomnio, fatiga, más los trastornos físicos y enfermedades provocadas por cada sustancia en particular.

[COLOR=#NaNNaNNaN]3. Falta de control[/COLOR]

El rasgo distintivo de la conducta adictiva es que al tratar de controlarla, la voluntad resulta insuficiente. La sustancia o actividad en cuestión controla a la persona, en lugar de ser al contrario. La falsa percepción de autocontrol es uno de los grandes paradigmas para entender las adicciones. Los drogodependientes creen que pueden controlar la droga: la cantidad, las dosis, la frecuencia, etc. sin embargo nada hay más equivocado que esta creencia.

Pensar que uno posee cierta omnipotencia frente a las drogas es una ingenuidad, y más aún cuando ya existen antecedentes de consumo. Si para las personas abstemias resulta difícil controlar la ingestión de alcohol, para las personas que tienen una historia de consumo y/o abuso de alcohol resulta muy difícil parar, decir no o evitar una situación.


[COLOR=#NaNNaNNaN]4.Negación[/COLOR]

A medida que los adictos empiezan a acumular problemas (en el trabajo, hogar, socialmente), inevitablemente comienzan a negar dos cosas:
* que la droga o actividad en cuestión constituya un problema que no pueden controlar
* que los efectos negativos en sus vidas tengan alguna conexión con el uso de la droga o actividad.

Como la negación es un proceso mental ficticio, negar la propia adicción o sus consecuencias significa, literalmente, estar fuera de contacto con la realidad

[COLOR=#NaNNaNNaN]La negación asume muchas formas[/COLOR]


* Negar terminantemente: "No, yo no tengo ningún problema"

* Minimizar: "No es tan grave"

* Evitar el tema por completo (ignorarlo, negarse a abordarlo o desviar la atención a otro tema)

* Culpar a otros: "¿Quién no haría esto en mi situación?"[/SIZE]







Adicci?n al Internet, Celular, Tecnologia
15 Puntos Score: 7.5/10
Visitas: 1571 Favoritos: 1
Ver los usuarios que votaron...
0 Comentarios Adicci?n al Internet, Celular, Tecnologia
Este post no tiene comentarios. Sea el primero!
Para dejar un comentario Registrate! o.. eres ya usuario? Accede!