Uniforme Soldado alemán En la 2ª Guerra Mundial 3

Uniformología 4 ? El equipo del Soldado alemán durante la Segunda Guerra Mundial





En las dos anteriores entregas, se comentaba como era el uniforme alemán durante la 2ª guerra mundial. 

En esta ocasión le toca describir el equipo básico de dicho soldado, desde la hebilla del cinturón, hasta la chapa de identificación.


HEBILLA (Koppelschloss): La hebilla del ceñidor estaba fabricado inicialmente en aluminio, aunque a partir de la mitad de la guerra, se empezó a fabricar en acero, siendo este material con el que se hacían al final de la contienda. En esta hebilla había grabado un cordón en circulo en cuyo interior contenía el águila de la Wehrmacht mirando a la derecha (anteriores a 1936 lo hacían a la izquierda) y alrededor de este el lema ?GOTT MIT UNS? (Dios con nosotros). 




Para los soldados de las SS, la hebilla poseí un grabado diferente, ya que tenía el águila superpuesto sobre el cordón del círculo, y el lema era ?MEINE EHRE HEISST TREUE!? (Mi Honor se llama Fidelidad!)






CEÑIDOR Y TRINCHAS: Tanto el ceñidor (cinto), como las trinchas estaba básicamente fabricado en cuero y teñido de negro (el África Korps los usaba de algodón, teñido en Gris piedra/kaki). 



Al ceñidor se le sujetaba casi todas las piezas del equipo y con las dos trinchas que pasando por los hombros se unían en la espalda formando la clásica ?Y?, ayudaban a estar todo el equipo en su posición y sin ceder ante el peso de todos ellos.


TRAPECIO DE COMBATE O DE ASALTO (Sturmgepäck): Desde su introducción en 1939, se usó durante todo el conflicto sin apenas variaciones. 
Con el objetivo de reducir al mínimo el peso del soldado y aumentar al máximo la capacidad de movimientos y su velocidad, en 1939 se introdujo en las unidades de infantería de primera linea, el Sturgenpäck. Realmente es un sustituto básico de lo que en guerras actuales ha sido la mochila de ataque.
 
El equipo se componía de tres elementos, sujetos por el sistema de trinchas y sus enganches traseros (sólo con trinchas de infantería, que disponían de las argollas superiores y las correas laterales. Recordar que las de caballería y paracaidistas, no disponían de trinchas, por lo que tampoco de este sistema).






Fabricado en algodón sintético y con correas de cuero, fue fabricado en 2 variantes, mezcla de elementos de algodón y cuero, para uso principalmente europeo, y completo en algodón para uso tropical. Al final, al igual que las trinchas, el uso fue heterogéneo, repartiéndose a discreción. 
Se sujetaba por la parte superior a las argollas de las trinchas, y por los laterales a las correas sueltas.






En el trapecio se colocaba la marmita, la bolsa de efectos personales y el Zeltbahn. Y si el soldado debía de realizar movimientos rápidos durante días, también se colocaba la manta enrollada sobre todo el conjunto.










MOCHILA DE MARCHA (Marschgepäck): Su diseño se remontaba a las batallas franco-germanas del siglo XIX. Esta mochila, que también tuvo su momento durante la Primera Guerra Mundial, apenas evolucionó, llegando a los escenarios de la Segunda Guerra Mundial con un aspecto más que arcaico.



A diferencia del equipo de combate, o paquete de asalto Sturgenpäck, el Marschgepäck (en un principio la Tornister 39) servía para transportar el resto de elementos que un soldado necesitaba para la vida diaria lejos de un campamento militar. 
Cuándo los soldados eran llevados al frente en ferrocarril, cada compañía disponía de un vagón reservado para sus enseres. Cuándo las marchas se realizaban a pie, el soldado cargaba con el equipo dentro de esta mochila, hasta el punto de reunión desde donde se organizaría la defensa, ataque, o acantonamiento de las unidades. 
Fue el modelo "39", el que sustituyó al "34", adaptándose así al nuevo sistema de trinchas, y según el avance de la guerra, el forro exterior de pelo de vacuno fue eliminado. Este modelo tan arcaico de mochila, se fabricó hasta 1944, pero la entrada en servicio de la "Rucksack", la mochila similar a las utilizadas por las tropas de montaña, hizo que se relegara a un segundo plano.



CAPA PROTECTORA(Gasplane): era una capa protectora en papel tratado o tela. Su fin era proteger ante agentes químicos rociados por aspersión como el gas mostaza. La capa tenía unas medidas de 2 x 1,2 metros y se usaron variedad de productos, como telas tratadas con viscosa gris, marrón o azul, nilón negro, azul o marrón, papel encerado en verde o negro o papel grueso tratado con opanal, etc. Al principio de la guerra, la capa antigás se llevaba en una bolsa de tela impermeabilizada verde azulada. La solapa se aseguraba por medio de dos pequeños cierres con lengüeta. 
 





 La bolsa se llevaba en la correa de la máscara antigás, en la posición encima del pecho, asegurada mediante presillas. Esta posición no era nada práctica, ya que al correr rebotaba y se solía poner al revés, entre la correa y el pecho. 



Un sistema no reglamentario era sujetar directamente la funda metálica cilíndrica de la máscara antigás por medio de unas gomas o mediante correíllas conseguidas de otros equipo estropeados o cambiados, como la correílla de la cantimplora; pero este sistema dañaba al final las capas, rasgándola por el doblez que se producía por la presión del sistema de sujeción.






La máscara de gas y su funda metálica (Gasmaskenbüchse y Tragebüchse): Desde los horribles ataques de gas durante la primera guerra mundial, la máscara antigás era un elemento estándar de equipo del soldado alemán durante la contienda de la segunda Guerra Mundial. Aunque existieron varios modelos desde 1930 hasta 1945, la medida de la funda metálica era entre 24,5 cm y 28 cm de largo, por unos 12 cm de diámetro. 


La funda de la máscara de gas tiene una correa de hombro enganchada cerca de la tapa. La correa ajustable forma un lazo que se fija al hombro izquierdo, pasando por el pecho (donde inicialmente se colocaba la Gasplane). Una segunda correa más corta palmeada con un gancho, en la parte inferior de la funda, que se aseguraba al cinturón para que esta cuelgue en posición casi horizontal (ver imagen del todo el equipo montado en el ceñidor y las trinchas). 

CANTIMPLORA Y VASO (Feldflasche y Trinbecher): La cantimplora de aluminio que tenía un litro de capacidad y en la parte superior tenía una taza fabricada en aluminio, para ser utilizada para calentarse en fuego, aunque posteriormente se pasó al acero esmaltado e incluso convirtiéndose de taza a vaso de plástico o baquelita. En la siguiente imagen se pueden ver alguno de los diferentes modelos que se fabricaron durante el transcurso de la contienda.



La cantimplora estaba recubierta de fieltro y rodeada de una sujeción de cuero que mantenía unida la taza al gollete.




La posición correcta y reglamentaria de la cantimplora era cogida a la Bolsa de Pan. El motivo es bien simple, ya que lo importante es que no golpeé al soldado cuando este corra, ni que haga ruido al ir golpeando libremente con el resto de pertrechos que puedan haber alrededor.
 




MARMITA O FIAMBRERA (Kochgeschirr): La fiambrera de campaña M31 era un recipiente con forma de riñón con una capacidad de 1,7 litros. Se componía de 2 partes: La marmita con el asa de alambre y la cubierta con los cierres de acero. Fabricado en de aluminio estaba sujeto al cinto por una pequeña cinta de cuero.




Este también se unía a la bolsa de pan junto a la cantimplora, en su posición reglamentaria.



En nuestra próxima entrega, se continuará con el equipo básico del soldado alemán.


Fuente:

http://www.mundohistoria.org/blog/763


Comentar del tema y de ser Posible Cooperar con Puntos Para seguir subiendo temas importantes
Uniforme Soldado alemán En la 2ª Guerra Mundial 3
10 Puntos Score: 2/10
Visitas: 592 Favoritos: 1
Ver los usuarios que votaron...
3 Comentarios Uniforme Soldado alemán En la 2ª Guerra Mundial 3
Me encanto esta serie de post!!!

la imagen de la hebilla de la SS no se ve
muy bueno el post ,no tendr?
Buenisimo graciasa
Para dejar un comentario Registrate! o.. eres ya usuario? Accede!