Cookies, Facebook te monitorea hasta desconectado

Las famosas Cookies de los navegadores; que son y para que sirven
 
 

 
En el mundo de la tecnología y especialmente en Internet, existen una serie de términos y palabras que para aquellas personas que no están familiarizadas pueden resultar bastante extraños, tal es el caso de las famosas Cookies en Internet y sobre las cuales vamos a hablar un poco aquí. Una cookie (o galleta informática) es una pequeña información enviada por un sitio web y almacenada en el navegador del usuario, de manera que el sitio web puede consultar la actividad previa del usuario.

 
Luego de inscribirnos en algún sitio web, bien sea para acceder regularmente a contenido que nos llama la atención,  recibir y enviar e-mail, comprar y vender productos, y demás actividades realizables dentro del universo digital; se genera un pequeño archivo informativo que almacena datos de nuestra navegación y que es denominado Cookie; utilizada comúnmente para identificar a un usuario en sus posteriores intentos de acceso a la misma, además de otros usos que posibilita, bastante importantes como lo son:

Poseer un control sobre los usuarios: Las Cookies ofrecen una pequeña información sobre los usuarios, lo que permite contabilizarlos y tomar decisiones respecto a la página en favor de la misma.

Las Cookies se utilizan también para realizar seguimientos de usuarios a lo largo de un sitio web. Las cookies de terceros y los errores en servidores web también permiten el seguimiento entre diferentes sitios. El seguimiento en un mismo sitio normalmente se hace con la intención de mantener estadísticas de uso, mientras que el seguimiento entre sitios normalmente se orienta a la creación de perfiles de usuarios anónimos por parte de las compañías de publicidad, que luego se usarán para orientar campañas publicitarias (decidir qué tipo de publicidad utilizar) basadas en perfiles de usuarios.

Enterarse de los hábitos de navegación de los usuarios (Cookies trazadoras utilizadas por los marketeros): Una opción que naturalmente favorece a los publicistas, pues ofrecen anuncios de acuerdo con los hábitos de navegación que posee el usuario.

Existen unas acciones más específicas que cumplen las Cookies como por ejemplo:

 
- Mantener lleno el carrito de compra en una tienda virtual, así salgamos de la página; al volver se encuentra el pedido intacto.
- Modificar las preferencias en el buscador.

- Personalizar la imagen de una web.

- Visualizar anuncios que ofrezcan ofertas o promociones sobre lo que vengo buscando hace tiempo.

- Abrir páginas sin necesidad de estar digitando de nuevo nombre y contraseña.


 
Las Cookies son producto del ingenio de un empleado de Netscape; de nombre Lou Montulli, que se propuso diseñar algo con el fin de evitar las dificultades que surgían para las webs al intentar detectar ordenadores que estuviesen online. Al no ser posible, en ese entonces identificar un ordenador de otro, se le aplicó a cada uno una especie de pequeño código o Cookie.

Evidentemente muchos han interpretado las cookies como una violación a la privacidad y son muy respetables los argumentos que ofrecen en defensa de tal tesis, sin embargo a nuestro juicio; son mayores los beneficios que ofrecen al usuario; por ahorrarle trabajo y tiempo, elementos que han cobrado enorme valor en esta era digital en que vivimos. Y para quienes no son algo benévolo las galletitas virtuales, existe la posibilidad de navegar sin cookies a través de herramientas como el ?incógnito? en Google Chrome, ?navegación in private? en Explorer y así, cada uno de los navegadores ofrece al cibernauta esta opción. También pueden ser borradas, pero luego al procurar acceder a alguna web se deberán diligenciar de nuevo los datos necesarios para el ingreso a un perfil dentro de la misma.

Es necesario tener en cuenta que lo máximo que se puede saber con una Cookie sobre nosotros es información sobre usuario, contraseña y correo (datos habitualmente dispensados por el usuario), además de navegador, versión y sistema operativo (datos que el mismo sistema ofrece).


Ideas equivocadas

Desde su introducción en Internet han circulado ideas equivocadas acerca de las cookies. En 2005 Jupiter Research publicó los resultados de un estudio, según el cual un importante porcentaje de entrevistados creían cierta alguna de las siguientes afirmaciones:


- Las cookies son similares a gusanos y virus en que pueden borrar datos de los discos duros de los usuarios.

- Las cookies son un tipo de spyware porque pueden leer información personal almacenada en el ordenador de los usuarios.

- Las cookies generan popups.

- Las cookies se utilizan para generar spam.

- Las cookies sólo se utilizan con fines publicitarios.


 
En realidad, las cookies son sólo datos, no código, luego no pueden borrar ni leer información del ordenador de los usuarios. Sin embargo, las cookies permiten detectar las páginas visitadas por un usuario en un sitio determinado o conjunto de sitios. Esta información puede ser recopilada en un perfil de usuario. Estos perfiles son habitualmente anónimos, es decir, no contienen información personal del usuario (nombre, dirección, etc). De hecho, no pueden contenerla a menos que el propio usuario la haya comunicado a alguno de los sitios visitados. Pero aunque anónimos, estos perfiles han sido objeto de algunas preocupaciones relativas a la privacidad.

Según el mismo informe, un gran porcentaje de los usuarios de Internet no saben cómo borrar las cookies.


Privacidad y cookies de terceros

Las cookies tienen implicaciones importantes en la privacidad y el anonimato de los usuarios de la web. Aunque las cookies sólo se envían al servidor que las definió o a otro en el mismo dominio, una página web puede contener imágenes y otros componentes almacenados en servidores de otros dominios. Las cookies que se crean durante las peticiones de estos componentes se llaman cookies de terceros.

Las compañías publicitarias utilizan cookies de terceros para realizar un seguimiento de los usuarios a través de múltiples sitios. En concreto, una compañía publicitaria puede seguir a un usuario a través de todas las páginas donde ha colocado imágenes publicitarias o web bugs. El conocimiento de las páginas visitadas por un usuario permite a estas compañías dirigir su publicidad según las supuestas preferencias del usuario.

La posibilidad de crear un perfil de los usuarios se ha considerado como una potencial amenaza a la privacidad, incluso cuando el seguimiento se limita a un solo dominio, pero especialmente cuando es a través de múltiples dominios mediante el uso de cookies de terceros. Por esa razón, algunos países tienen legislación sobre cookies.

 

 

 

Inconvenientes de las cookies

Además de lo relativo a la privacidad que ya se ha mencionado, hay otras razones por las que el uso de cookies ha recibido cierta oposición: no siempre identifican correctamente a los usuarios, y se pueden utilizar para ataques de seguridad.


Identificación inexacta

Si se utiliza más de un navegador en un ordenador, cada uno tiene su propio almacenamiento de cookies. Por lo tanto, las cookies no identifican a una persona, sino a una combinación de cuenta de usuario, ordenador y navegador. De esta manera, cualquiera que utilice varias cuentas, varios ordenadores, o varios navegadores, tiene también múltiples conjuntos de cookies.

De la misma manera, las cookies no diferencian entre varias personas que utilicen el mismo ordenador o navegador, si éstos no utilizan diferentes cuentas de usuario.


Autenticación

Muchos servidores o páginas web utilizan las cookies para reconocer usuarios que ya se hayan autenticado o para personalizar páginas web dependiendo de las opciones que un usuario seleccione. Por ejemplo, esto puede suceder cuando:


- El usuario escribe su nombre y contraseña
, los cuales son enviados al servidor. El servidor verifica la información proporcionada, y si es correcta devuelve una página de confirmación con una cookie, guardando así esta información en la computadora del usuario.

- Cuando el usuario visita una página la cual pertenece al servidor
, este verifica la existencia de las cookies y luego comprueba si las cookies existentes son iguales a las que han sido guardadas en el servidor. Si hay coincidencias, el servidor puede identificar el usuario que solicitó la página.

- Este es uno de los métodos de autenticación más habituales
, usados por Yahoo!, Wikipedia, o Facebook.

 
Otro uso de las cookies se refiere al seguimiento de una ruta (camino) que un usuario toma cuando navega a través de páginas web de un servidor o sitio. Esto también puede ser obtenido cuando se usa la dirección IP de una computadora, aunque las cookies tienen mejor precisión. Esto se puede realizar de la siguiente manera:

Si el usuario visita una página web pero la solicitud no contiene una cookie, el servidor asume que esta es la primer visita a esa página; el servidor crea una serie de caracteres aleatorios, que luego son enviados como una cookie además de la página solicitada

De ahora en adelante, la cookie es enviada al servidor automáticamente por el navegador cada vez que una página se ha solicitado. El servidor envía una página como siempre, pero la fecha y hora son guardadas en un registro de la visita con la cookie.


Si luego se lee el registro, es posible identificar cuando, quién, y la secuencia en la cual un usuario accedió a que páginas.

 

 

Facebook te monitorea hasta desconectado

 

 

 

 
El técnico en informática australiano Nik Cubrilovic condujo pruebas que muestran que cuando te desconectas de Facebook, en vez de borrar las «cookies» que realizan un rastreo de los usuarios, el sitio solamente las modifica, manteniendo información de la cuenta y otras señas únicas que pueden ser usadas para identificarte mientras navegas en la red.

Como si fuera una estrategia sofisticada de espionaje a través de informantes, cada vez que entras a una página que tiene un botón o widget de Facebook, tu navegador envía de regreso detalles de tus movimientos a Facebook, alimentando a esta red social de 800 millones de personas de valiosísimos datos de comportamiento en la red ?una especie de gigantesco focus group furtivo.

«La única solución es borrar todas las cookies de Facebook en tu navegador o usar un navegador separado para tus interacciones con Facebook», advierte Cubrilovic.

Dave Winer observó que en los nuevos perfiles de Facebook, basados en timelines, los desarrolladores externos podrán postear información en tu feed sin tu intervención. Tal que si interactúas con una página fuera de Facebook, sin necesariamente hacer clic en un botón, se publicará información sobre lo que haces en estas páginas, algo que ha sido llamado «compartir sin fricción».

Tanto Google como Facebook recavan información de tu historial de navegación mientras estás conectado a alguno de sus servicios, pero supuestamente dejan de hacerlo cuando te desconectas. Más allá de imaginar una conspiración informática (aunque a algunos se les harán interesantes los vínculos de Facebook con la CIA a través de In-Q-Tel), lo indudable es que el usuario está cediendo un tremendo poder a Facebook al regalarle esta información, la cual ciertamente será usada para consolidar su imperio, y posiblemente monopolizar las redes sociales.

El problema de esto es que fomenta la uniformatización, y va en detrimento de la pluralidad y la diversidad. Todos quieren estar en Facebook y dejarlo es cada vez más difícil, sin embargo, el estar ahí es aceptar voluntariamente estar dentro de una especie de panóptico, similar a las cárceles donde los internos no pueden observar a los vigilantes, y estos pueden observar a los internos desde todos los puntos.



<fuente>
Cookies, Facebook te monitorea hasta desconectado
6 Puntos Score: 2/10
Visitas: 2527 Favoritos: 0
Ver los usuarios que votaron...
5 Comentarios Cookies, Facebook te monitorea hasta desconectado
era sabido, el hdp del due?
Cita cap2013: Mostrar
buena informacion excelente aporte...
Para dejar un comentario Registrate! o.. eres ya usuario? Accede!