Noam Chomsky y las 10 Estrategias de Manipulación

Noam Chomsky y las 10 Estrategias de Manipulación 



Noam Chomsky y las 10 Estrategias de Manipulación Mediática...



[/color]
1. La estrategia de la distracción
 
El elemento primordial del control social es la estrategia de la distracción que consiste en desviar la atención del público de los problemas importantes y de los cambios decididos por las elites políticas y económicas, mediante la técnica del diluvio o inundación de continuas distracciones y de informaciones insignificantes. La estrategia de la distracción es igualmente indispensable para impedir al público interesarse por los conocimientos esenciales, en el área de la ciencia, la economía, la psicología, la neurobiología y la cibernética.

?Mantener la Atención del público distraída, lejos de los verdaderos problemas sociales, cautivada por temas sin importancia real. Mantener al público ocupado, ocupado, ocupado, sin ningún tiempo para pensar; de vuelta a granja como los otros animales (cita del texto ?Armas silenciosas para guerras tranquilas)?.

2. Crear problemas y después ofrecer soluciones
 

Este método también es llamado ?problema-reacción-solución?. Se crea un problema, una ?situación? prevista para causar cierta reacción en el público, a fin de que éste sea el mandante de las medidas que se desea hacer aceptar. Por ejemplo: dejar que se desenvuelva o se intensifique la violencia urbana, u organizar atentados sangrientos, a fin de que el público sea el demandante de leyes de seguridad y políticas en perjuicio de la libertad. O también: crear una crisis económica para hacer aceptar como un mal necesario el retroceso de los derechos sociales y el desmantelamiento de los servicios públicos.

3. La estrategia de la gradualidad
 
Para hacer que se acepte una medida inaceptable, basta aplicarla gradualmente, a cuentagotas, por años consecutivos. Es de esa manera que condiciones socioeconómicas radicalmente nuevas (neoliberalismo) fueron impuestas durante las décadas de 1980 y 1990: Estado mínimo, privatizaciones, precariedad, flexibilidad, desempleo en masa, salarios que ya no aseguran ingresos decentes, tantos cambios que hubieran provocado una revolución si hubiesen sido aplicadas de una sola vez.

4. La estrategia de diferir
 
Otra manera de hacer aceptar una decisión impopular es la de presentarla como ?dolorosa y necesaria?, obteniendo la aceptación pública, en el momento, para una aplicación futura. Es más fácil aceptar un sacrificio futuro que un sacrificio inmediato. Primero, porque el esfuerzo no es empleado inmediatamente. Luego, porque el público, la masa, tiene siempre la tendencia a esperar ingenuamente que ?todo irá mejorar mañana? y que el sacrificio exigido podrá ser evitado. Esto da más tiempo al público para acostumbrarse a la idea del cambio y de aceptarla con resignación cuando llegue el momento.

5. Dirigirse al público como criaturas de poca edad
 
La mayoría de la publicidad dirigida al gran público utiliza discurso, argumentos, personajes y entonación particularmente infantiles, muchas veces próximos a la debilidad, como si el espectador fuese una criatura de poca edad o un deficiente mental. Cuanto más se intente buscar engañar al espectador, más se tiende a adoptar un tono infantilizante. Por qué? ?Si uno se dirige a una persona como si ella tuviese la edad de 12 años o menos, entonces, en razón de la sugestionabilidad, ella tenderá, con cierta probabilidad, a una respuesta o reacción también desprovista de un sentido crítico como la de una persona de 12 años o menos de edad (ver ?Armas silenciosas para guerras tranquilas?)?.

6. Utilizar el aspecto emocional mucho más que la reflexión
 

Hacer uso del aspecto emocional es una técnica clásica para causar un corto circuito en el análisis racional, y finalmente al sentido critico de los individuos. Por otra parte, la utilización del registro emocional permite abrir la puerta de acceso al inconsciente para implantar o injertar ideas, deseos, miedos y temores, compulsiones, o inducir comportamientos?

7. Mantener al público en la ignorancia y la mediocridad
 
Hacer que el público sea incapaz de comprender las tecnologías y los métodos utilizados para su control y su esclavitud. ?La calidad de la educación dada a las clases sociales inferiores debe ser la más pobre y mediocre posible, de forma que la distancia de la ignorancia que planea entre las clases inferiores y las clases sociales superiores sea y permanezca imposibles de alcanzar para las clases inferiores (ver ?Armas silenciosas para guerras tranquilas)?.

8. Estimular al público a ser complaciente con la mediocridad
 
Promover al público a creer que es moda el hecho de ser estúpido, vulgar e inculto?

9. Reforzar la autoculpabilidad
 
Hacer creer al individuo que es solamente él el culpable por su propia desgracia, por causa de la insuficiencia de su inteligencia, de sus capacidades, o de sus esfuerzos. Así, en lugar de rebelarse contra el sistema económico, el individuo se autodesvalida y se culpa, lo que genera un estado depresivo, uno de cuyos efectos es la inhibición de su acción. Y, sin acción, no hay revolución!

10. Conocer a los individuos mejor de lo que ellos mismos se conocen
 
En el transcurso de los últimos 50 años, los avances acelerados de la ciencia han generado una creciente brecha entre los conocimientos del público y aquellos poseídas y utilizados por las elites dominantes. Gracias a la biología, la neurobiología y la psicología aplicada, el ?sistema? ha disfrutado de un conocimiento avanzado del ser humano, tanto de forma física como psicológicamente. El sistema ha conseguido conocer mejor al individuo común de lo que él se conoce a sí mismo. Esto significa que, en la mayoría de los casos, el sistema ejerce un control mayor y un gran poder sobre los individuos, mayor que el de los individuos sobre sí mismos.


 
A lo largo del documental, llegará un punto en el que nos contarán el periplo que pasó Chomsky debido a un escrito suyo, el cual fue utilizado, como prologo de un libro revisionista del ?holocausto? judío.  El libro titulado ?Las Victorias del Revisionismo? de Robert Faurisson le trajo mas de un dolor de cabeza a Noam Chomsky, ya que el mismo Chomsky es judío, sin embargo, aunque no comparte lo que dice Faurisson, si defiende su libertad de expresarlo y se opone a las leyes ?anti-negacionistas? en defensa de la libertad de expresión.

No obstante, las leyes ?anti-negacionistas? cuyos efectos son las acusaciones mencionadas, están basadas principalmente en el artículo 20º del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, usado de forma distorsionada para negar a los revisionistas el derecho básico a la libertad de expresión:

Toda apología del odio nacional, racial o religioso que constituya incitación a la discriminación, la hostilidad o la violencia estará prohibida por la ley.

El problema consiste en la manipulación de las palabras apología e incitación, puesto que el hecho de impartir información no implica ninguna de estas acciones. Asimismo, revelar y difundir material basado en documentos históricos afirmando que hechos de hace casi 60 años pudieron no haber ocurrido exactamente de la forma en que se alegaron en aquel tiempo, con una convicción de que esta información es plausible, no es incitar o influir en otros para que tomen acciones adversas contra un grupo nacional, racial o religioso. Sugerir lo contrario es una grave distorsión del lenguaje conocida como doble discurso, el cual demuestra un nivel de deshonestidad en la legislación de cualquier país que clama mantener el preciso significado y espíritu de la Declaración de los Derechos Humanos.

La existencia de estas leyes que sancionan penalmente el revisionismo y la negación del Holocausto, es una evidencia en sí misma de que el Holocausto es actualmente tratado como un dogma inmutable que no puede ser cuestionado bajo ninguna consideración, cuestión que ha sido comparada incluso con la antigua forma de castigar las herejías por parte de la Iglesia durante el llamado ?oscurantismo?.

?estos acusadores han apelado a la promulgación de leyes especiales para hacer callar a los revisionistas. Allí han firmado su perdición: Recurrir a leyes especiales, a la policía y a la prisión, es confesar su impotencia para utilizar los argumentos de la razón, de la historia y de la ciencia.
 

Prisioneros de opinión: Ernst Zündel, David Irving, Gerd Honsik, Pedro Varela, Germar Rudolf y Gerald Fredrick Töben.


En España, negar o expresar dudas sobre el Holocausto era delito hasta noviembre de 2007, cuando el Tribunal Constitucional declaró en una sentencia que castigar la difusión de ideas o doctrinas que cuestionen o nieguen el genocidio supone una vulneración del derecho a la libertad de expresión. La resolución avala la constitucionalidad del artículo 607.2 del Código Penal, que castiga la difusión ?por cualquier medio? de ideas o doctrinas que justifiquen el genocidio, pero declara nula la referencia a la difusión de argumentos que cuestionen o nieguen esos hechos, e inconstitucional su sanción penal, diferenciando así y con acierto lo que es una justificación y lo que es una duda o negación.
 
Esta decisión fue tomada gracias a los vicios lógicos del proceso legal contra el revisionista español Pedro Varela, como explica en sus propias palabras:
 
Gracias al Proceso Nº 1 contra mí, que llevó durante 13 años el caso hasta el Tribunal Constitucional en Madrid, éste modificó la ley admitiendo que la simple negación del holocausto no puede ser delito en España y así ha quedado. Lo que están haciendo algunos tribunales izquierdistas locales, sin embargo, es acusar a los revisionistas de ?promover y justificar el holocausto? lo que es una manipulación del lenguaje, porque simplemente lo niegan. Con lo cual torean la decisión del Tribunal Constitucional y persiguen así a los revisionistas.
 
 
 
Se recomienda visitar los apartados ?LA FARSA DEL HOLOCAUSTO JUDÍO? y ?LA MENTIRA DEL HOLOCAUSTO JUDÍO? para ampliar información y conocimientos acerca de la mayor mentira del siglo XX.
 
 
 
Para terminar hay que decir que, como siempre, todo aquel que parece proporcionar valiosa información pero niega otra, como es el caso de Noam Chomsky en el asunto del Holocuento Judío, suele esconder un pequeño (o grande, según se mire) secreto. En el caso de NOAM AVRAM CHOMSKY es la siguiente foto que se ha encontrado y que al administrador del blog ?PUTAS PARANOIAS? le va a encantar, si es que no la conocía. Esta es la foto en cuestión que delata la afiliación a la masonería de Chomsky:
 

 

Ustedes podrían pensar: ?Bueno y que tiene de extraño, quizá le molestaba la luz y no podía ver al fondo?. Es un pensamiento lógico, pero cuando le muestran las siguientes fotografías ya no parece tan normal y menos si se conoce el libro CODEX MÁGICA de Texe Marrs del cual se hablará en el blog en su momento.



Con este dato no se trata de desacreditar todo el trabajo de Chomsky, sino de que tengan en cuenta quién es realmente, y para que puedan tomar mejor la deciSIÓN de que información toman y cual dejan de la misma persona. Por si alguno todavía no se ha percatado alguno de ustedes, de un ?pequeño? detalle al principio del post, vuelva arriba a la foto de inicio del artículo y mire el nombre de la productora del documental, ¿le suena de algo? Recordemos para aquellos que consideren que nada tiene que esconder dicho nombre: Revisen la farsa de zeitgeist
Noam Chomsky y las 10 Estrategias de Manipulación
0 Puntos Score: 0/10
Visitas: 1016 Favoritos: 7
5 Comentarios Noam Chomsky y las 10 Estrategias de Manipulación
me enferma pensar que los cerdos en el poder no nos ven mas que como piezas de ajedrez,no como seres humanos.
gracias por haberlas subido,todo el mundo deberia leer a Noam Chomsky
Piezas de ajedrez quiz?
con eso de la masoner?
Cita La_cobra: Mostrar
che muy interesante lo mas destacado que un revisionista toma varios puntos como escuela no? bueno es aplicable a casi  toda la humanidad no solo a un grupo de ignorantes
Para dejar un comentario Registrate! o.. eres ya usuario? Accede!